Estimado lector, muchas gracias por su interés en nuestras notas. Hemos incorporado el registro con el objetivo de mejorar la información que le brindamos de acuerdo a sus intereses. Para más información haga clic aquí

Enviar Sugerencia
Conectarse a través de Whatsapp
FERNANDO MONETTI, ÍDOLO TRIPERO, SE SUBIÓ A UN AVIÓN EN MEDELLÍN Y APARECIÓ DE SORPRESA EN MENDOZA CON LA CAMISETA DEL LOBO PUESTA

El Mono y una locura para poder estar: permiso especial y vuelo relámpago

El ex arquero mens sana se sumó como uno más de la delegación albiazul. Varios famosos también dijeron presente en la gran final

Maxi Coronel y su papá Carlos, presentes / Demian Alday

Monetti pasó a saludar a Troglio y al plantel / EL DÍA

La final de la Copa Argentina tuvo a parte de nuestro jet-set futbolero argento. Desde un campeón del mundo, como el ex arquero Nery Pumpido, hasta el ex representante, Guillermo Cóppola, o el conductor de televisión, Gerardo Rozín, fanático de Rosario Central, que tuvo la mala suerte de caer en el hotel donde se hospedó el Lobo. Pese a esto, los hinchas albiazules lo trataron con buena onda, lo cual agradeció el rosarino, pero igual se terminó cambiando de hotel ante tanto Tripero dando vueltas por las inmediaciones.

Con el correr de las horas, fueron pasando familiares y amigos de los distintos jugadores, como Lorenzo Faravelli, que estuvo tomando unos mates con Julián y Dima, que viajaron desde Rosario en un vuelo colmado de hinchas de Central.

EL MONO, COMO UN HINCHA MÁS

Durante la víspera fueron pasando por el hotel albiazul ex futbolistas, como el mendocino Gustavo Reggi, y Fernando Monetti, quien arribó de manera sorpresiva pasado el mediodía, al hotel Cervantes donde lo esperaba el profe Antonio Mazzoni junto a su hija Rafaela.

El Mono se vino desde Colombia sólo para ver el partido tras pedir permiso a su entrenador, y hoy mismo estará regresando a Medellín para ponerse a las órdenes en los entrenamientos de Atlético Nacional su actual equipo.

“No me podía perder este partido, quiero estar junto a los muchachos”, dijo un emocionado Fernando Monetti, que horas antes había tuiteado en su cuenta personal de la red del pajarito: “esta noche cueste lo que cueste!!!”.

Un rato más tarde, el arquero pasó por el hotel del plantel y se dio un sentido abrazo con Pedro Troglio, quien le reconoció el gesto de apersonarse y brindarle su apoyo al mens sana.

No lo dudó, se subió a un avión en Medellín y varias horas después apareció en Mendoza para estar bien cerca del club de sus amores y de sus antiguos compañeros de equipo.

Se trató de un enorme gesto de pasión y de ese sentido de pertenencia necesario en cada una de las instituciones, y así se lo valoró. El ex guardameta albiazul, hoy en Atlético Nacional, uno de los clubes más grandes de Colombia, dejó en claro que parte de su corazón, aún está teñido de azul y blanco.

GENTE DEL CLUB E INTEGRANTES DEL PLANTEL QUE QUEDARON AFUERA, TODOS POR UN OBJETIVO

También fue llegando gente del Club, desde directivos que viajaron por su cuenta vía terrestre, hasta algunos jugadores que no integraron la delegación, como Maximiliano Coronel por lesión, que arribó junto a Carlos, su padre, que se hizo socio junto a su mujer tiempo atrás y sigue al Lobo a todos los estadios donde juegue.

Además, la dupla técnica de la Reserva, Leandro Martini y Mariano Messera también dijo presente en un momento histórico de la institución; también Hernán Darío Ortíz, quien aprovechó para visitar su tierra, fue otro de los que dijo presente como verdadero hincha de Gimnasia.

Con su calidez y humildad característica, el Indio apoyó desde su costado y sumó lo suyo para acompañar a toda la familia mens sana que colmó Mendoza desde temprano.

Debe iniciar sesión para continuar

cargando...