Estimado lector, muchas gracias por su interés en nuestras notas. Hemos incorporado el registro con el objetivo de mejorar la información que le brindamos de acuerdo a sus intereses. Para más información haga clic aquí

Enviar Sugerencia
Conectarse a través de Whatsapp

¿Qué es la obstrucción linfática que padece Florencia Kirchner?

¿Qué es la obstrucción linfática que padece Florencia Kirchner?

La obstrucción linfática es un bloqueo de los vasos linfáticos que drenan líquido desde los tejidos a través de todo el cuerpo y permiten que las células del sistema inmunitario viajen hasta donde se necesiten. La obstrucción linfática puede causar linfedema, que significa inflamación debido a un bloqueo de los conductos linfáticos. El síntoma principal es la hinchazón persistente (crónica), usualmente de brazos o piernas.

En tanto, la causa más común de la obstrucción linfática es la extirpación o inflamación de los ganglios linfáticos. Aunque también se puede dar por infecciones parasitarias como la filariasis, una lesión, radioterapia, infecciones cutáneas como celulitis (más común en pacientes obesos), una cirugía o tumores.

Cabe destacar que en las sociedades occidentales, una de las causas más comunes de linfedema es la extirpación de las mamas (mastectomía) y del tejido linfático por debajo del brazo por cáncer de mama. Esto causa linfedema del brazo en el 10 al 15% de los pacientes, debido a que el drenaje linfático del brazo pasa a través de la axila.

El tratamiento para el linfedema incluye compresión (usualmente con envoltura en vendajes), drenaje linfático manual (DLM) y ejercicios de amplitud de movimiento o de resistencia. En tanto, el drenaje linfático manual es una técnica terapéutica de masaje leve, donde durante este procedimiento la piel se mueve en ciertas direcciones sobre la base de la estructura del sistema linfático. Esto ayuda a que el líquido linfático drene a través de los canales apropiados.

También es importante el cuidado de la piel para prevenir lesiones, infección y ruptura de esta, y se pueden recetar programas de movimiento o ejercicio ligero. El uso de prendas de compresión en la zona afectada o de una bomba de compresión neumática puede servir. En algunos casos se utiliza la cirugía, pero su efectividad es limitada. El cirujano tiene que tener mucha experiencia con este tipo de procedimiento. 

Entre los tipos de cirugía que se pueden realizar están la liposucción, extirpación del tejido linfático anormal y trasplante de tejidos linfáticos normales a zonas con drenaje linfático anormal (menos común). En tanto, es poco frecuente que se lleve a cabo una cirugía para hacer derivaciones de los tejidos linfáticos anormales mediante injertos venosos. Estos procedimientos son más efectivos en las personas con linfedema inicial y debe realizarlo un cirujano con mucha experiencia.

Si llegaste hasta acá es porque valorás nuestras noticias. Defendé la información y formá parte de nuestra comunidad.
Suscribite a uno de nuestros planes digitales.

Debe iniciar sesión para continuar

cargando...